martes, 3 de abril de 2018

Ya está aquí el LibreOffice 6

La versión 6.02, para ser más exactos. Desde hace unos meses venía observando su evolución, incluso hice alguna prueba cuando estaba todavía en Sid… con algún problemilla que me hizo desistir y esperar tiempos mejores, pero ahora que ya se encuentra en los repositorios de Debian Stretch-backports, que se supone que tiene que tener una versión bastante estable, no me pude resistir la tentación de instalarlo.
La instalación, sin problemas. Solo recordar que que hay que incluir en el archivo /etc/apt/sources.list la línea correspondiente a los repositorios stretch-backports…
# stretch-backports
deb http://ftp.debian.org/debian stretch-backports main

y, tras el típico sudo apt update, recordar también que para instalar paquetes ‘por la puerta de atrás’ hay que hacerlo ‘a petición expresa’ (no aparecen, como opción directa, en Synaptic), como los de la rama sid, o experimental, es decir con
sudo aptitude install -t stretch-backports libreoffice libreoffice-help-es libreoffice-l10n-es
(También es bueno recordar que se aconseja desinstalar, previamente, la versión que tengas del libreoffice, con
sudo aptitude purge libreoffice

Y con esto… ya tenemos la flamante suite LibreOffice 6 en nuestro Debian.
PERO OJO... que si no te gusta usar repositorios distintos a los 'oficiales', por si se pudieran mezclar versiones de paquetes dependientes... hay otra forma de instalar LibreOffice 6: mediante un paquete Snap. Un día de estos me ocuparé de ello.
Bueno... ya 

Bien, y, dicho esto… mmm… ¿qué hay de nuevo, viejo…?
Bueno pues lo primero, que instalar esta versión sirve para satisfacer el prurito de la versionitis. Y luego, pues algunas cositas accesorias. Claro que yo no soy un experto en el uso productivo de esta suite ofimática, más bien la uso, como todo usuario normalito, para escribir, hacer alguna simple hoja de cálculo y, sobre todo hace años, alguna presentación ‘powerpoint’.

Así que (aparte de algunas novedades de mejora de la compatibilidad con Abiword, PageMaker, etc, o con Android que de momento me importan muy poco), veo estas novedades.
a) Una redefinición de la ventana emergente de la barra de Menu-Estilos… que puede que sea más rápida para fijar un estilo de texto o número, pero personalmente me parece confusa, y prefiero el sistema tradicional de las barras de herramientas. También veo que aparece la ventana de Formularios… para quien la use.
b) Parece ser que se han rediseñado algunos modelos de tablas, de presentaciones, aparece el Solver en Calc, etc.
c) También existe, ahora, la posibilidad de exportar texto… ‘a formato EPUB’ (por si quieres comvertir tu textro en un e-book)
d) La opción ‘cursor directo’. Ahora hay la posibilidad de colocar el cursor donde quieras (en cualquier lugar del documento, lo cual puede ser útil)… pero es una opción que viene desactivada por defecto y hay, por tanto, que activar.  En particular, hay que ir a Herramientas – Opciones – Libreoffice Writer – Ayudas de formato… y ahí, marcar lo de ‘Cursor directo’
d) La Omnibarra. Otra opción oculta, y esta me imagino que irá imponiendo paulatinamente, es la que sustituye las actuales barras de herramientas por la ‘Omnibarra’. Puede tener esta pinta 
pero, para llegar a ella, hay que hacer varias cosas: 
Lo primero, Herramientas – Opciones – Libreoffice – Avanzado… y, ahí, marcar lo de ‘Activar funcionalidades experimentales’ (podrían provocar inestabilidad’)
Hecho esto (y hay que reiniciar Libreoffice) vamos a Ver - Disposición de barra de Herramientas… y marcamos ‘Omnibarra’. 

Una vez hecho esto yo recomiendo que se busque cómo visualizar la Barra de Menu (Archivo, Editar, Ver…) porque, al menos en lo que a mi respecta, si no tengo acceso a ella me pierdo en las novedades. 
Y luego, en esa barra, en Ver - Omnibarra, hay varias posibles apariencias, para elegir. A mi la de ‘Contextual, grupos’ (que es la que pongo arriba) es la que más me gusta.

Bueno, acabo, que no pretendo hacer de esta entrada un tratado sobre el nuevo Libreoffice. Que cada uno intente descubrir las novedades. Por ejemplo, también he descubierto que ya no se puede hacer aquello de la optimización de la memoria, etc, que proponía hasta ahora, debe venir ya optimizado por defecto. O, al menos, no lo encontré.
Por tanto esto es lo que hay: pasar a LibreOffice 6 es estar al día, y punto.

Así que… hasta lue… hasta lue… hasta luego, amigos...

No hay comentarios:

Publicar un comentario